Desayuno de chía

desayuno de chia

Un desayuno muy completo

Puedes hacer más cantidad y tenerlo en la nevera para tomar no solo como desayuno sino como una merienda  o incluso dejarlo de un día para otro, de hecho yo lo preparo en verano por la noche para el día siguiente.

Ingredientes para dos personas:

400 ml de leche de arroz

4 cucharadas de semillas de chía

1 Palito de canela

1 cascara de limón

1 melocotón

2 cucharadas de mermelada de plátano.

Poner en un cazo la leche de arroz con el palito de canela y la cascara de limón y calentar sin llevar a ebullición. Lo separas del fuego y pones las cuatro cucharadas de semillas de chía. Lo dejas enfriar y observaras que la chía va formando el gel que las caracteriza. A los 15 min. Lo podrías tomar pero a mí me gusta ponerlo en la nevera y dejarlo toda la noche. A la mañana siguiente cortas el melocotón en trocitos pequeños viertes sobre ellos la leche merengada con chía y le añades una cucharada grande de mermelada de plátano. Pruébalo, tiene un sabor muy especial y rico.

 

Propiedades de sus ingredientes

La leche de arroz  es una bebida ligera, y dulce que no contiene gluten. Se digiere muy bien, y además, es relajante. Su contenido en triptófano y vitaminas del grupo B, convierten a esa bebida en la llamada “semilla de la serenidad” ya que estas sustancias son muy adecuadas para obtener energía y equilibrio en el sistema nervioso. Posee propiedades depurativas e hipotensoras y es ideal también para controlar el peso, tiene menos calorías que la leche de soja, y la de almendras, siendo además muy nutritiva.

A las semillas de chía se le atribuye tener cinco veces más calcio que la leche entera a la vez que tiene boro, mineral que ayuda a su absorción. Tiene potasio, antioxidantes, hierro, manganeso, cobre, zinc, vitaminas y ácidos grasos esenciales omega 3. A parte son una fuente de proteínas muy completa y de fibra.

El plátano es una de esas frutas deliciosas que, entre otros principales aspectos, destaca generalmente porque cuenta con una importantísima serie de beneficios y propiedades, siendo ideal a cualquier edad.

El plátano es un alimento altamente nutritivo, dado que es una de las frutas más calóricas que existen (después del aguacate), ya que 100 gramos de plátano aportan unas 90 calorías aproximadamente.

Eso sí, aunque cuente con una gran cantidad de calorías, apenas contiene gracias (y proteínas), siendo muy rico en azúcares y en diferentes minerales, tales como el potasio, magnesio, algo de hierro y betacaroteno, y ciertamente pobre en sodio.

En lo que se refiere a las vitaminas que aporta, nos encontramos con vitaminas del grupo B, ácido fólico, vitamina C, algo de vitamina E y fibra, por lo que se trata de una fruta sumamente beneficiosa.

Precisamente por ello es una de las frutas que aportan en total tres vitaminas antioxidantes (como son la A, E y C), siendo suavemente laxante, energética, remineralizante, y un poco diurética.

El plátano también es muy rico en hidratos de carbono, constituyendo una de las mejores formas de nutrir nuestro cuerpo con energía vegetal, y dadas sus propiedades y beneficios está indicado en las dietas de los niños.

Es rico en potasio, lo que significa que el plátano ayuda a equilibrar el agua del cuerpo, ayudándolo a su vez a favorecer la eliminación de líquidos, y es ideal en caso de hipertensión o gota.

Beneficios nutricionales del plátano

  • Vitaminas: alto contenido en vitaminas del grupo B, ácido fólico, vitamina C y vitamina E.
  • Minerales: especialmente rico en potasio, además de en magnesio y hierro.
  • Alimento energético rico en hidratos de carbono.

 

 

Mermelada de plátano:

200 gr. De azúcar morena

3 plátanos maduros

150 de agua

1/2 limón

Canela y vainilla

 

Forma de hacerlo:

 

Se prepara la mermelada poniendo en un cazo el azúcar y el agua, lo ponemos al fuego y esperamos a que hierva. Mientras tanto cortamos los plátanos en rodajas y le añadimos el jugo de 1/2 limón. Cuando la mezcla este hirviendo se le añaden los plátanos y se cocinan hasta obtener la consistencia de mermelada que es aproximadamente 20 min. Se le añade la vainilla y la canela y pone en un tarro de cristal.

 

 

Suscríbete a Belleza natural

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *